Athletic de BilbaoDeportivo AlavésPrimera División

El día de Iñaki Williams: será historia de LaLiga

Hoy es un día histórico para Iñaki Williams. Si juega delante el Alavés esta tenebrosidad, el punta del Athletic se convertirá en el futbolista que más partidos ha disputado en LaLiga de forma consecutiva. Si Marcelino decide darle minutos delante los vitorianos -todo apunta a que será titular-, disputará su diálogo consecutivo 203 en LaLiga y batirá así el récord histórico que comparte con Juan Antonio Larrañaga, que sumó 202 con la Verdadero Sociedad entre las temporadas 1986-87 y 91-92.

Esta historia viene desde el 20 de abril de 2016, en un partido frente al Gimnástico disputado en San Mamés. Williams inició ahí esa extraordinaria serie de apariciones ininterrumpidas que mantiene hasta la hogaño.

Desde aquella plazo de primavera, de la que hoy se cumplen 1.990 días, el punta bilbaíno participó en los cuatro encuentros restantes de aquel curso, en todos los de las temporadas 2016-17, 2017-18, 2018-19, 2019-20, 2020-21 y en las ocho jornadas disputadas hasta ahora este curso.

De los 202 encuentros encadenados hasta ahora del total de 241 que acumula en la máxima categoría, Williams fue titular en 168 y en los 34 restantes entró desde el banquillo. En esos 202 choques ha impresionado 39 goles.

En lo deportivo, los últimos dos encuentros han dejado mal sabor de boca en el Athletic. Tres puntos perdidos en el tiempo añadido que han obligado a los leones a sumar menos puntos de los que merecieron sobre el contorno de coyuntura.

El choque frente al Alavés es importante para los de Marcelino. Marcharse a un parón de tres semanas sin percibir sería muy mala aviso, puesto que se añadiría el hecho de no poseer vencido en los dos últimos partidos como particular. Marcelino recupera a Yeray, Sancet y Balenziaga, aunque solo el final apunta al merienda.

No descender el lista

Las palabras de Calleja en la previa del partido fueron claras: “En presencia de el Gimnástico pusimos un lista y no lo podemos descender”. El Alavés quiere prolongar lo mayor posible las sensaciones del sábado pasado, cuando derrotó al Gimnástico y consiguió los primeros puntos en Ajonje. El míster quiere que se siga mostrando esa lectura sólida y solidaria, pero admite que al equipo todavía le descuido lanzarse mejor y finalizar más las jugadas cuando pise campo de acción contraria.

Todo apunta a que el madrileño no cambiará lo que tan aceptablemente le funcionó hace seis días, cuando salió con merienda inesperado, empleando tres centrales y una defensa de cinco, aunque “eso será sorpresa”, según sus propias palabras.

Related Articles

Back to top button